Editorial: CESVIMAP-RCAR, capítulo III

1851

La reunión anual del Research Council for Automobile Repair (RCAR) se ha celebrado este año en España (30 septiembre-5 octubre), y CESVIMAP ha sido responsable, por tercera vez, de su organización. 26 centros de 19 países, cerca de 60 delegados y otras tantas ponencias completaron una agenda de gran interés.

Esta reunión es la culminación del principal objetivo del RCAR: el intercambio de información sobre aspectos de reparación y seguridad vial que afecten al interés asegurador. Las entidades aseguradoras, propietarias de los centros de investigación que integran el RCAR, no son más que meros gestores de los riesgos de todos los que componemos la sociedad, personas físicas o jurídicas. Las aseguradoras que han creado estos centros aseguran más del 70% de la flota rodante mundial, así, se puede comprender la trascendencia de la información que en este evento se comparte. Lo que se estudia en el RCAR tiene transcendencia social, porque nos incumbe a todos los ciudadanos, quienes pagamos las consecuencias del fenómeno de la automoción.

También el momento es importante. La incorporación de los ADAS y la conectividad que nos llevarán al coche autónomo; los nuevos sistemas de propulsión (híbridos, eléctricos, gases,…) y las limitaciones para algunos existentes; los nuevos modelos de propiedad y uso del vehículo; los nuevos materiales y sistemas de unión de las estructuras… por citar los más importantes. A esto hemos de añadirle el “cuándo llegarán y a qué velocidad” para dibujar escenarios futuros que permitan la continuidad de la actividad económica asociada.

Por eso, el intercambio de conocimientos es ahora crucial. Cualquier referencia fiable es una incógnita despejada. En esta reunión no hemos resueltos todas las cuestiones sobre la mesa, pero ha sido un paso más. El futuro no se construye de un único salto, se llega a él sin dejar de andar.