Toyota Yaris híbrido 2017

1094

Toyota Yaris, uno de los modelos más populares de la marca, a la vez que asequible, como también lo es su hermano, el Toyota Aygo.

Especialmente recomendado para uso urbano, con su sistema de impulsión híbrido, lo es por el puesto de conducción, visibilidad, y su funcionamiento general. Modifica tanto el paragolpes, respecto a la versión anterior, como los faros y aletas traseros. Según el acabado que se elija, incorpora luces de freno y de posición LED con guías luminosas.

CESVIMAP ha probado la nueva versión híbrida del modelo Yaris Active Tech 100 H. Combina un motor térmico de gasolina (75 CV) y uno eléctrico (61 CV), dando una potencia máxima total de 100 CV con una relación fija. El motor eléctrico se alimenta de una batería de níquel metal hidruro (NiMH) de pequeña capacidad, de en torno a 1 KWh, ubicada bajo el túnel central trasero y que se recarga durante las frenadas y desaceleraciones.

Toyota ofrece diversas versiones híbridas, en línea con la nueva movilidad, que desgranamos desde las más económicas, a las más altas (precios a fecha abril 2019).

Acabados

  • Active Tech: desde 11.600 € con cámara de visión trasera, climatizador automático bi-zona, arranque por botón Push Start (100H), ópticas traseras tipo LED y elevalunas traseros eléctricos (5p).
  • Active: desde 11.300 € con control de crucero (110 y 100H), limitador de velocidad (70 y 110) y Toyota Touch 2.
  • Feel!: desde 14.550 € con cristales traseros oscurecidos, spoiler trasero con luz de freno integrada, luces de circulación diurna tipo LED y llantas de aleación bi-tono de 16”.
  • Feel! 20 Aniversario: desde 300 € con color bi-tono, molduras laterales en gris oscuro, emblema 20 aniversario, antena de radio en forma de aleta de tiburón y llantas de 16” bitono.
  • Advance: desde 800 € con apoyabrazos para el conductor, retrovisor interior electrocromático, sensor de luz, sistema de entrada sin llave (Smart Entry) y techo panorámico Toyota Skyview.
  • GR_SPORT: desde 8000 € con suspensión rebajada, llantas de aleación 17” de diseño GR-SPORT, tapicería GR-SPORT mixta tela/alcántara, asientos deportivos SR-SPORT y molduras laterales con inserción negro piano.

Respecto a su tamaño, mide menos de 4 metros con una anchura de 1,7 m. La capacidad del maletero es aceptable y es suficientemente espacioso para cuatro pasajeros, si bien está homologado para cinco personas. Su consumo medio NEDC es de 3,9 l/100 km y las emisiones de CO₂ de 89 g/km frente a 5,2 l/100 km y 118 g CO₂/km de su equivalente en gasolina (Yaris 110 Active Tech). Aunque sólo pesa 50 kg más, su precio de venta es 3.000 € superior.

El Yaris híbrido permite varios modos de conducción. Pueden ser seleccionados de forma manual accionando los botones tras la palanca de cambios. La función del modo ECO es la de contener el gasto de combustible al máximo y es el que se selecciona por defecto al arrancar el motor. Con este modo el sistema gestionará en cada momento qué tipo de propulsión es más eficiente. El modo eléctrico (EV) permite conducir utilizando solo la batería sin emitir ruido ni gases y sin gastar combustible, pero sólo puede recorrer entre 2 y 3 kilómetros –debido a la pequeña capacidad que posee la batería–. Recorrida esa distancia, entra en funcionamiento de nuevo el motor térmico.

Al incorporar el sistema eléctrico, posee la etiqueta ECO para beneficiarse de ciertas ventajas fiscales, de aparcamiento o de movilidad en el centro de las grandes ciudades. Por ejemplo, su acceso y movilidad por el centro de Madrid no se ve restringido en el área “Madrid Central”. Además, se pueden obtener descuentos de hasta el 50% en las zonas de aparcamiento regulado (SER) o gozar de un descuento de hasta el 30% en algunas autopistas de peaje (especialmente en Cataluña). Otra de las ventajas es la opción de utilizar los carriles BUS-VAO independientemente de la cantidad de pasajeros a bordo del vehículo.

Seguridad

De serie, este modelo incorpora airbags frontales y laterales delanteros, de rodilla en la posición del conductor y de cortina, así como pretensores en todos los cinturones. Posee además varios sistemas avanzados de ayuda a la conducción, ADAS: sistema de precolisión (PSC), sistema de aviso de salida involuntaria de carril (LDA), sistema de reconocimiento de señales de tráfico y sistema inteligente de luces de carretera (AHB). Para todos ellos, emplea un sensor cámara-lidar del fabricante Continental, ubicado en la parte central superior de la luna parabrisas, detrás del espejo retrovisor.

La valoración de estos ADAS tras realizar nuestros ensayos es muy satisfactoria. Ante una colisión inminente con otro vehículo, el Yaris avisa al conductor mediante avisos acústicos y visuales en el cuadro. Si el conductor no reacciona, frena de forma suave hasta detenerlo por completo, evitando el impacto. No ocurre así con los usuarios más vulnerables de la vía, como los peatones, ya que el sistema a día de hoy, no es capaz de identificarlos.

El sistema de aviso de salida involuntaria de carril es pasivo, avisa al conductor –también mediante avisos acústicos y visuales– al aproximarse a la línea delimitadora de carril para evitar invadir el contrario o evitar que el conductor se salga al arcén/de la vía.

El sistema inteligente de luces de carretera se activa a velocidades superiores a 40 km/h. Detecta las luces de los vehículos que vienen de frente, y las de posición de los que le preceden, de forma que va regulando automáticamente el paso a luces largas o luces cortas según la situación, asegurando la visibilidad completa.

El PCD, LDA y el AHB se puede activar y desactivar muy fácilmente pulsando unos botones a la izquierda del volante desde el puesto del conductor. Si se ha desactivado el PCS, al arrancar de nuevo el vehículo, se activa automáticamente.

La propuesta de Toyota para el segmento de los urbanos es todo un acierto por su reducido tamaño, muy cómodo para maniobrar y moverse como pez en el agua por las calles del centro de las ciudades, y por las ayudas a la conducción que incorpora, que pueden evitar muchas de las colisiones que se producen en estos entornos.