ISO 39001 ayuda a las empresas a reducir sus accidentes de tráfico

7619

La norma 39001 está pensada para aplicarse encualquier organización, pero principalmente en aquellas cuya actividad se circunscribe al transporte por carretera –sea de personas o de mercancías–. Pero también es necesaria en aquellas no profesionales del transporte, con la mera utilización de vehículos y vías públicas para realizar su trabajo, como pueden ser empresas comerciales que disponen de una fuerza de ventas que visita clientes. O aquellas en las que sus trabajadores simplemente ocupan las vías públicas como peatones: correos, servicios de limpieza, empresas de mantenimiento de infraestructuras viarias… Todas aquellas organizaciones cuya actividad genera tráfico hacia o desde sus instalaciones, como centros comerciales, colegios, etc. La implantación de la norma aporta a las empresas ventajas añadidas al objetivo de la norma, como la reducción de los costes de reparación de los vehículos y los relativos a las bajas médicas.

CESVIMAP, junto con Fundación MAPFRE –a través de su Instituto de SeguridadVial–, ha colaborado con AENOR desde el inicio de implantación del proceso de certificación, estableciendo criterios de evaluación relacionados con el factor humano y el factor vehículo. Asimismo, ha participado como miembros de los equipos auditores en los procesos de certificación de varias empresas.

El Comisariado Europeo del Automóvil, bajo su marca “CEA, Consultores en Seguridad Vial”, crea ahora la web www.iso-39001.es con información de consultoría para ayudar a las empresas a definir, implantar y certificar un “Sistema de Gestión de la Seguridad Vial“según los criterios de la norma ISO 39001. Se busca conseguir el objetivo principal de ésta: “reducir y en última instancia eliminar, la incidencia y riesgo de las muertes y heridas graves derivadas de los accidentes de tráfico”. Esta herramienta contribuye a reducir las muertes en carretera así como los costes de la siniestralidad vial laboral.

Accidentalidad vial laboral en España

La mayoría de los accidentes de tráfico mortales ocurren de lunes a viernes, de 8 de la mañana a 20.00h, es decir, en jornada laboral. Solemos bajar la guardia en este recorrido por su habitualidad, pero concurren, muy a menudo, riesgos como la rutina, las prisas o el cansancio, auténticos enemigos de la seguridad vial.

3 de cada 10 accidentes laborales mortales se producen a causa del tráfico. La media de edad de los trabajadores que han sufrido este tipo de accidente es de 37 años. Casi el 60% son hombres y el 40% mujeres. En más de la mitad de los accidentes in itinere (58%) había un automóvil implicado, en el 11% una motocicleta y en un 0,1% camionetas y furgones.

Los accidentes de tráfico, tanto “in itinere” como “en misión”, además de las consecuencias trágicas que pueden causar, suponen un elevado coste para las empresas.

La norma ISO 39001 “Sistema de Gestión para la Seguridad Vial”, es una herramienta que permite ayudar a las empresas a reducir y, en última instancia eliminar, la incidencia y riesgo de las muertes y heridas graves derivadas de los accidentes de tráfico.

Descargar (PDF, Desconocido)